Estudios recientes, Noticias

Influencia del café, el vino y el chocolate sobre la capacidad cognitiva evaluada a través de resonancia magnética en personas de la tercera edad,

S Haller et al, Influencia del café, el vino y el chocolate sobre la capacidad cognitiva evaluada a través de resonancia magnética en personas de la tercera edad, Nutrients, volumen 10 (10), 2018.

Estudio en humanos – Rendimiento cognitivo

RESUMEN:

El café, el vino y el chocolate son sustancias consumidas con frecuencia y con un impacto significativo sobre la capacidad cognitiva. Con objeto de determinar el flujo sanguíneo estructural y cerebral, y sus correlaciones con el consumo de café, chocolate y vino en personas de la tercera edad (consumo declarado por los propios participantes), se evaluaron factores cognitivos y cerebrales a través de resonancia magnética.

El estudio se realizó sobre 145 ancianos con la capacidad cognitiva en buen estado de entre 69 y 86 años. Según dos evaluaciones neuropsicológicas durante un periodo de seguimiento de 3 años, se clasificó a los participantes en los grupos estable-estable (52 sCON), intermedio (61 iCON), y deterioro-deterioro (dCON). La resonancia incluyó una morfometría basada en vóxel (VBM), estadísticas espaciales basadas en tracto (TBSS) y marcado arterial por spin (ASL).

En lo referente al comportamiento, el consumo de cafeína se relacionó con una mejora de las capacidades cognitivas. El aumento en el consumo de vino se relacionó con una evolución cognitiva desfavorable. A través de la resonancia, se estableció una correlación negativa entre el vino y la VBM en las regiones de sustancia blanca profunda del cerebro en todos los individuos analizados, lo que implica menores lesiones de dicha sustancia blanca. Únicamente en los individuos sCON se observó una relación similar con la cafeína, aunque débil. De nuevo, sólo en los individuos sCON se observó una correlación significativa positiva entre ASL y el vino en la materia blanca del lóbulo parietal izquierdo, lo que indica una mejor perfusión cerebral básica.

En conclusión, estas observaciones demuestran que el consumo de vino y café tiene una relación inversa con el deterioro cognitivo. Además, un consumo bajo de vino, y un consumo entre moderado y alto de café, se relaciona con una mejor preservación de la materia blanca y de la circulación sanguínea cerebral, especialmente en ancianos que mantienen su capacidad cognitiva estable.

 

Tags: , , , , , ,